El revestimiento de la torre Grenfell de Londres, destruida por un incendio el pasado miércoles, fue realizado con un material supuestamente prohibido en el Reino Unido, dijo hoy el ministro británico de Economía, Philip Hammond. El edificio, ubicado al oeste de Londres y en el que vivían entre 400 y 600 familias, se incendió con rapidez porque, al parecer, el inmueble estaba cubierto con un material que contenía polietileno, según han indicado los medios locales.

“Entiendo que el revestimiento en cuestión, este revestimiento inflamable que está prohibido en Europa y Estados Unidos, está prohibido también aquí”, dijo el ministro conservador.

Efe

via La Razón España