Warning: mysqli_query(): (HY000/1030): Got error 28 from storage engine in /home/dzwkfpat/public_html/wp-includes/wp-db.php on line 1924
No habrá TLC en esta temporada / Los frentes de Trump / Subsidios o agua – Politifobia

No habrá TLC en esta temporada / Los frentes de Trump / Subsidios o agua

No habrá TLC en esta temporada
La idea de que la renegociación del Nuevo Tratado del Libre Comercio de América del Norte quedara en esta semana se ha ido, ya que en las últimas hotas se han detenido las negociaciones por diferencias en temas del sector automotriz, por lo que por la premura del tiempo, lo más seguro es que se termine de renegociar hasta el mes de noviembre, para que el acuerdo sea el mejor para México, y sobre todo, no ceder a las presiones del Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y del tema, hoy en Milenio, el periodista Joaquín López Dóriga, escribe que: “en Los Pinos se le presentó al Presidente Enrique Peña Nieto una disyuntiva: firmar el llamado acuerdo de principio del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC) como está, pero ya, postura por la que se inclinaría el canciller Luis Videgaray en un afán de dejar ese tema cerrado y dar la certidumbre que la renegociación implica, o la de lograr el mejor acuerdo posible para México, sin plazo fatal, que es la visión del secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, que está al frente de la operación y que quien más sabe del tema por llevar en él desde 1983, cuando en aquel año se firmó el primer NAFTA, siendo presidente Carlos Salinas de Gortari para que entrara en vigor en el primer minuto del 1 de enero de 1994, […]. El viernes pasado, el líder del Congreso de Estados Unidos, el representante republicano Paul Ryan, dio como ultimátum para la firma el 17 de mayo, que es mañana jueves, lo que según un participante en las negociaciones se antoja poco probable dado el número de temas que hay que resolver, a lo que el ex embajador de Estados Unidos en México Carlos Pascual me dijo el viernes pasado que llevaban seis de 30 capítulos. Así que el Tratado de Libre Comercio no se firmará en esta ronda, lo que lo llevará, en el mejor de los casos, al 15 de noviembre, en los últimos días de la actual legislatura estadunidense, cuando aquí se haya dado el relevo del Congreso y al gobierno de Peña Nieto le queden dos semanas, aunque las negociaciones seguirán. Aun así, que es una posición optimista, el nuevo Tratado de Libre Comercio quedará para el próximo gobierno. El reto es quién será el nuevo negociador que yo dejaría, si me preguntan, que nadie me ha preguntado, a un profesional, que es Ildefonso Guajardo, por encima de quién gane las elecciones”.

Las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte han entrado en una etapa crucial y aunque todo marchaba sobre ruedas, aparentemente, a últimas horas se han detenido las negociaciones por las complicaciones que hay en el tema automotriz entre México y Estados Unidos, situación que ha retrasado y detenido todo, y ahora queda todo en manos de China, si las negociaciones entre el país asiático y Estados Unidos son positivas, las cosas pueden ser positivas también para México y Canadá, pero si no se arreglan las cosas entre China y Estados Unidos, puede llegar el fin del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, y de este tema, hoy en El Universal, la periodista Ana Paula Ordorica, escribe que: “después de casi dos semanas de negociaciones y encuentros a diario en Washington D.C. entre los ministros de México y Canadá con el encargado comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, llegó el ultimátum de Paul Ryan, líder de la Cámara de Representantes. Este ultimátum fue dirigido a Trump, pero fue una estocada para México y Canadá también porque rompió la inercia que traían en las negociaciones. Ryan puso como fecha al gobierno de Trump para mandar aviso al Congreso de que recibirá la propuesta del Tratado de Libre Comercio de América del Norte renegociado el 17 de mayo. Esta fecha tiene que ver con los tiempos legislativos de Estados Unidos. La autoridad de Trump para renegociar este y otros acuerdos comerciales se rige bajo la regla Fast-Track del TPA (Trade Promotion Authority). […]. Una vez que vota el Legislativo, si el voto es positivo, Trump lo puede firmar y entonces lo pueden firmar México y Canadá de acuerdo con nuestros propios procesos legislativos. […]. Esta presión llegó en uno de los momentos más complejos de las negociaciones trilaterales. Justo cuando se están discutiendo dos temas muy delicados sobre todo para México: las reglas de origen del comercio automotriz y los salarios del mismo sector. En ambos temas el gobierno estadounidense pide demasiado al mexicano; los negociadores de México han cedido, pero se han dado cuenta que Estados Unidos no quiere negociar; quiere imponer. […]. La situación es demasiado compleja y parece que los tiempos han rebasado a los negociadores por los calendarios políticos de México y Estados Unidos. Además, Canadá, al no tener tanto interés en la renegociación automotriz, ha adoptado la postura de mantenerse al margen en este segmento de las discusiones, dejando solo a México. Ahora, por extraño que suene, el destino del Tratado de Libre Comercio de América del Norte queda en manos de China; de lo que ocurra con las negociaciones que tienen desde ayer la delegación que encabeza el viceministro chino Liu He con Lighthizer y el secretario de Comercio, Wilbur Ross, también en D.C. Si logran resolver sus tensiones comerciales, entonces Trump puede buscar mantener la inercia y apresurar cerrar la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte. Pero si al gran negociador que se considera es Trump, no le salen las cosas en estos días con los chinos, muy probablemente querrá voltear y desquitarse con México y Canadá y finalmente enviar el tuitt anunciando su salida del Tratado de Libre Comercio de América del Norte. Como sea, los tiempos no dan para una renegociación final antes del viernes, ni parecen darlo para antes del 1º de julio”.

Mientras que en el diario Reforma, su columna de trascendidos Templo Mayor, asegura que el estancamiento de las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte significan problemas para Trump, ya que a pesar de sus desplantes no ha podido imponer nada, que aunque no lo quiera reconocer Estados Unidos se vería afectado con una posible ruptura del acuerdo, además de que está latente la posibilidad de que con el nuevo gobierno en México, si para esas fechas no se ha firmado, nada, el nuevo presidente podría también querer poner algunas condiciones al tratado, y por ello dice que: “el bache en el que entró la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte es una mala noticia para Donald Trump por doble vía. De entrada porque por más bravuconadas que lance en contra del acuerdo trilateral, él mismo sabe que Estados Unidos es quien más perdería si no logra sacar adelante la nueva versión. Para eso, el Congreso norteamericano tendría que procesarlo antes de las elecciones de noviembre, en que los republicanos podrían perder el control de alguna o de ambas Cámaras. Por el otro lado está la elección en México: si no se aprueba el Tratado de Libre Comercio de América del Norte 2.0 antes de la toma de posesión del 1o. de diciembre, quienquiera que sea el nuevo Presidente bien podría decir: ‘¡Momentito!’. Tal y como lo hizo Bill Clinton en 1993, que impuso los famosos ‘acuerdos paralelos” sobre el documento que ya había firmado George Bush padre. ¿O a poco ya nadie se acuerda de eso?’.

Los frentes de Trump
Donald Trump, Presidente de loe Estados Unidos no sale de un problema cuando ya está metido en otro, y es que además de las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, la situación tensa en la península coreana y ahora, al cambiar de sede la embajada de su país, ahora a Jerusalén, ha tensado todavía mas la situación en la región, que de por sí ya tenía conflictos bastante graves que atender, y el día de hoy en el Excélsior, la periodista Yuriria Sierra, escribe que: “es el día de la inauguración. Una nueva oficina de representación está lista. A la fiesta acuden figuras de primer nivel, del lado de los anfitriones territoriales y de los otros, de sus amigos, mismos que esperan cientos de aplausos por su decisión […] y que los llevó a instalarse en esa región. Y el listón es cortado, la placa develada. […]. A kilómetros de ahí, uno de estos anfitriones, el territorial, se enfrenta con sus vecinos. Disparan, lanzan gases. No se repara en el uso de la fuerza, si de algo sirve la violencia, lo dejarán asentado. Sólo quieren defender su territorio de quienes, dicen, se lo quieren arrebatar, aunque la propiedad y a quien le corresponde es ya lo de menos. Y dirán que es un acto ‘en defensa propia’. Lo curioso es que ésta, su defensa, mató a más de 60 personas, incluidos niños, en menos de 48 horas. ¿Qué daño hace un menor a la soberanía de cualquier territorio? ¿Por qué lanzar un ejército contra un infante? El otro anfitrión, luego del recibimiento y el festejo, y a manera de reciprocidad, sale en defensa de su amigo: nadie habría actuado con mejor contención que tú, dice frente al resto del vecindario que reprueba aquella ceremonia, sus motivos y la respuesta a las críticas recibidas. También reitera que su amigo sólo respondió a una provocación, que su aliado sólo busca la paz, pero apoya que tampoco cruce los brazos frente a las agresiones. […]. Y, así, Estados Unidos e Israel reaccionan a la coyuntura. El lunes, Ivanka Trump y su esposo, Jared Kushner, asistieron a la apertura de la embajada de su país en Israel. Ya no en Tel Aviv, sino en Jerusalén, como si faltaran razones para el conflicto con Palestina. Los ojos de mundo levantaron las cejas, movieron su cabeza en señal reprobatoria, pero, aun así, Estados Unidos defendió no sólo la ubicación de su embajada, sino también la reacción del gobierno israelí ante las protestas que se agudizaron el lunes. […]. Estados Unidos sostiene que los responsables de la violencia y los muertos son, justamente, los muertos, no quienes les dispararon. Acaso reparte responsabilidad a los aliados palestinos. Así es la diplomacia de Donald Trump. El día de la inauguración de la embajada en Jerusalén —y que no debió moverse de Tel Aviv—, ya con las protestas en marcha, envió felicitaciones a Israel vía Twitter. Ni un ápice de empatía con un conflicto más añejo que su incipiente carrera empresarial o de celebridad, ya no digamos política. […]. No es el único gobierno que actúa de esta manera. Tal vez porque no ha llegado el momento de que Trump y… digamos, Maduro, se sienten a platicar de sus coincidencias, que serían más de las que quisieran… pero mejor no doy ideas. Son varios los países en donde se utiliza la violencia como medida de represión. Sucede también en Nicaragua, por ejemplo. […]. La violencia no será jamás un argumento/estrategia válido contra la crítica o la oposición. Menos cuando hay vidas de por medio”.

Subsidios o agua
Varios candidatos hacen promesas que son difíciles de cumplir una de ellas es la entrega de dinero como subsidio por ser jefa de familia, propuesta presentada por la candidata Alejandra Barrales, quien ha ofrecido 2 mil 500 pesos a cada jefa de familia, pero lo preocupante e interesante es saber cómo o de dónde sacará los recursos para la entrega, pues con los presupuestos actuales no salen la cuentas para mantener los gastos que genera la ciudad, y además entregar esos apoyos, y de este tema, en el Reforma, el analista y periodista Sergio Sarmiento, escribe que: “la promesa de campaña de Alejandra Barrales de regalar 2 mil 500 pesos mensuales a las jefas de familia de la Ciudad de México tendría un costo para los contribuyentes superior a los 30 mil millones de pesos anuales. La candidata no ha dicho de dónde saldría el dinero. ¿Qué nuevos impuestos cobraría, qué programas recortaría o cuánto aumentaría la deuda pública? Los 30 mil millones de pesos anuales son una cantidad enorme. Todo el sector público de la ciudad tiene un presupuesto para 2018 de 226 mil 851 millones. Nada más el gasto del gobierno central y sus dependencias, sin contar delegaciones u organismos autónomos, asciende a 65 mil 815 millones de pesos. La Secretaría de Desarrollo Social, que maneja muchos de los programas sociales existentes, tiene un presupuesto de 11 mil 035 millones de pesos. […]. ¿De dónde surge la cifra de 30 mil millones de pesos? Barrales ha prometido 2 mil 500 pesos mensuales para todas las jefas de familia, lo que se traduce en 30 mil pesos anuales para cada una. Se calcula que un millón de jefas de familia tendrían derecho al subsidio, lo cual equivale a 30 mil millones de pesos anuales sin considerar costos burocráticos, que ascenderían a varios miles de millones de pesos al año. […]. La creación de un nuevo programa social tan oneroso, sin embargo, condenaría a la Ciudad de México a seguir sufriendo su actual deterioro de servicios públicos. El dinero de un gobierno siempre es limitado. Si se utiliza una cantidad tan grande en un subsidio, habrá menos recursos para cumplir con las obligaciones fundamentales de la administración pública. Consideremos el caso del Sistema de Aguas, el órgano desconcentrado responsable de la red de agua y drenaje. El Sacmex obtuvo un presupuesto de 13 mil 617 millones de pesos para este 2018. De esta cantidad, la mayor parte se gasta en pago de agua del Cutzamala, energía eléctrica, combustible, personal y mantenimiento. […]. Una fracción del dinero que Barrales pretende gastar en el nuevo programa sería suficiente para resolver en cinco años el problema del agua de la ciudad. Seis mil millones de pesos al año en inversión, sumados a los 2 mil 500 millones actuales, permitirían asegurar agua de calidad potable para un millón de capitalinos y sacar del régimen de tandeo a otro millón. Esa inversión reduciría también de forma importante el desperdicio de agua por fugas. Los políticos, sin embargo, prefieren usar el dinero de los contribuyentes para repartir dádivas en vez de cumplir con los servicios públicos. Piensan que así compran votos. […]. La próxima vez que un residente de Iztapalapa abra la llave y no tenga agua, o que ésta salga amarillenta, debe recordar que los políticos están desviando el dinero a otros propósitos”.

Palabra de televidentes
Sobre la participación de los tres principales candidatos presidenciales en las mesas de debate organizadas por Milenio TV  y aprovechando la más reciente de Ricardo Anaya, hoy en Milenio, el periodista Carlos Marín, presenta algunas de las críticas de los televidentes que siguieron la transmisión de la participación de los candidatos y aquí las presenta: “investigadora en el Departamento de Educación y Comunicación de la Universidad Autónoma Metropolitana Xochimilco, Elsie Mc Phail Fanger opina: ‘Lamentable el periodismo que practicaron con Ricardo Anaya durante la entrevista. Hubiera sido mejor para los televidentes que tanto a él como a Meade y a López Obrador les hicieran preguntas de fondo sobre temas clave […]. Ojalá los periodistas practiquen más la autocrítica y menos la arrogancia’. José Oswaldo García: ‘La entrevista-emboscada con Anaya fue un gran espectáculo. Los trituradores, excepto Aguilar Camín, fueron los triturados…’. Inés Martínez: ‘Qué pena. Los inquisidores contra el juzgado Anaya’. Miguel Herrera López: ‘Con Anaya se portaron como perros de presa. Ustedes se mofan y pontifican. No saben escuchar tampoco. Lamentable’. María Esther Ibáñez: ‘Independientemente de que se da a conocer al entrevistado, también ustedes se dan a conocer en sus conocimientos, manejo de información y control personal’. Yo: con todo y pese a todo, el público ha podido conocer a nuestros invitados como en ningún otro escenario”.

Empresarios “sensibilizan” a sus plantillas
En las recientes reuniones de empresarios, varios de los discursos han sido para tratar de influenciar a sus empleados para que no emitan su voto a favor del candidato presidencial de Morena, Andrés Manuel López Obrador, dando discursos para tratar de cambiar la intención del voto por lo peligroso que puede ser que Obrador llegue a la presidencia debido a la manera en que planea gobernar, y de este tema, en La Jornada, el periodista Julio Hernández López, escribe que: “en el contexto de las pláticas de directivos de grandes empresas con sus empleados y colaboradores, para sensibilizarlos sobre los riesgos que creen factibles si la gente se equivoca a la hora de emitir su voto en la elección presidencial, ayer fue enviada a esta columna la siguiente relatoría confidencial, referente al encuentro corporativo anual de Gentera, antes Grupo Compartamos, que agrupa un conjunto de empresas que operan en el sector de las microfinanzas, […]. En México, el grupo controla el Banco Compartamos, a la red de pagos Yastás y la aseguradora Aterna. […]. De acuerdo con ese reporte, hubo dos encuentros, cada uno con un promedio de 550 personas por día. ‘En la última sesión, luego de que habló Carlos Labarthe, uno de los dueños de la empresa, se realizó un ejercicio de preguntas y respuestas. […]. ‘La sesión de preguntas y respuestas comenzó con diferentes colaboradores de la empresa y, justo antes de terminar, dio la oportunidad a los últimos dos colaboradores, siendo uno de ellos parte del staff, quien formuló las siguientes preguntas: ¿cuál es su opinión del proceso electoral y sus candidatos? y ¿cuál es su visión de la empresa después de las elecciones? ‘En los dos encuentros, con foros diferentes, se realizaron las mismas preguntas y limpiando previamente todo el escenario de logos de la empresa. Las respuestas de Carlos fueron claras y mostraron una clara tendencia en contra del candidato de Morena, usó argumentos como: Desde los gobiernos de Salinas tenemos la misma línea económica y ese candidato quiere cambiarla; si gana ese candidato, regulará las tasas de interés impactando a nuestra organización; su apoyo a la clase baja hará que nuestro producto sea cada vez menos necesario para nuestros clientes; […]; si gana ese candidato, gana el socialismo, porque es lo que representa: nos va a pasar lo que en Venezuela o Cuba; va a expropiar las empresas, como lo dijo alguien de su gente, Taibo; y la inversión extranjera se va a retirar del país. Dentro de las mismas respuestas, pidió que cuidemos nuestro dinero y que no realicemos ningún gasto fuerte, porque puede ganar el candidato de Morena. Al final, pidió que se razone el voto y que no votemos por castigar a los anteriores políticos, además de hacer un llamado al voto libre y secreto. Este mismo discurso se ha dado en el encuentro de líderes para directores y subdirectores de la empresa, que se llevó a cabo los días 22 y 23 de marzo en Querétaro. En las reuniones mensuales de las direcciones se ha dado este mismo tipo de mensajes. […]”.

Si AMLO va a ganar y es Chávez, ¿por qué el dólar no está en 35?
Hay muchas versiones de sus opositores de que Andrés Manuel López Obrador va a convertir al país en una especie de Venezuela por la manera en que gobernaría, lo que ha provocado incertidumbre a todos niveles, pero una manera de identificar que no es tan cierto es verificar el precio del dólar, entre otras cosas, ya que es in indicador de que los empresarios de verdad desconfían de su proyecto o si tienen dudas y por eso no se ha encarecido tanto, y hoy en El Universal, el periodista Carlos Loret de Mola, escribe que: “los mercados financieros suelen anticiparse a todos los acontecimientos. O por lo menos intentarlo. Antes de que algo suceda, lo ‘descuentan’, es decir, actúan como si ya hubiera sucedido. Al pronosticar un hecho y adelantarse, obtienen mayores ganancias. Ese es el truco. Dos datos. Primero, todas las encuestas marcan que la elección presidencial mexicana lleva como puntero a Andrés Manuel López Obrador; incluso, cualquier agregador de encuestas le da 14 puntos de ventaja sobre su más cercano competidor y la probabilidad de vencer hoy en la contienda que le asigna el modelo de Oraculus es de 90 por ciento. Segundo, los mexicanos que más influyen en los mercados financieros nacionales e internacionales dicen que el candidato de Morena puede, de ganar, sumergir a México en una crisis como la de Venezuela. Si las dos cosas fueran ciertas e inevitables […], los mercados financieros ya se estarían anticipando y el dólar ya estaría muy arriba de donde está. Es cierto que ha repuntado notablemente en los últimos días, pero este aumento está generado por varios factores: uno de ellos es en efecto, la preocupación que genera el candidato de Morena, pero también el estrellón que se llevó la renegociación del Tratado de Libre Comercio […]. Entonces, si el factor electoral no está desquiciando la moneda se puede deber a dos factores: primero, a que los mercados no están tan seguros de que sea como Chávez y/o porque, segundo, quizá creen que todavía pueden pasar cosas en la elección mexicana que desbanquen a López Obrador. Lo primero. Es verdad que muchas de las políticas anunciadas por el tabasqueño asustan a los inversionistas. […]. ¿Cómo sería su gobierno? […] Hay incertidumbre sobre esa respuesta porque existen elementos que respaldan ambos argumentos, y quizá los mercados reaccionan en un rango entre esos dos polos, en función de qué tanto le creen al candidato cuando se pone moderado, qué tanto cuando se pone radical, qué tanto le creen a los de su equipo y a quiénes en su equipo. Lo segundo es que quizá los analistas financieros calculen que la fuerza anti-Peje que está ahora desperdigada entre varios aspirantes presidenciales, apenas tomando cuerpo y cohesión, pueda ser lo suficientemente poderosa para respaldar a uno de ellos y éste pueda arrebatarle el primer lugar… en 45 días. Conforme se acerque el 1 de julio vamos a ir viendo más claramente su reacción y su expectativa. No hay que perder de vista al dólar”.

Declina invitación
Por problemas en una reunión pasada, Andrés Manuel López Obrador decidió no acudir a la reunión con consejeros regionales de BBVA Bancomer para no volver a pasar un mal momento con ellos, y en Milenio, su columna de trascendidos Trascendió, asegura que: “que la explicación sencilla de la ausencia de Andrés Manuel López Obrador en la reunión con consejeros regionales de BBVA Bancomer fue que privilegia sus recorridos por el país, pero en el primer círculo del candidato aseguran que hubo otro motivo: tuvieron un encuentro privado con ese grupo de banqueros en marzo pasado y no salió como se esperaba. De hecho, cuentan que durante la cena lo que predominó fue el silencio cuando el invitado planteó su programa de gobierno, por lo que se impuso la idea de que no había necesidad de juntarse otra vez y menos en público, pese a que el banco, encabezado por Francisco González Rodríguez, sí invitó al candidato para la reunión de ayer”.

AMLO y los estudiantes de la UNAM
Se vislumbre una posible reunión entre Andrés Manuel López Obrador y un grupo de estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México, el problema es que autoridades de la máxima casa de estudios no quieren que ningún candidato acuda a hacer algún mitin a Ciudad Universitaria, y hoy en El Universal, su columna de trascendidos Bajo Reserva, asegura que: “al interior del equipo de Andrés Manuel López Obrador se analiza la posibilidad de una reunión del candidato presidencial de Morena con la comunidad estudiantil de la Universidad Nacional Autónoma de México. Nos dicen que grupos de estudiantes de distintas facultades de la máxima casa de estudios han expresado su interés en establecer un diálogo con el tabasqueño. Pero nos comentan que hay muchas complicaciones logísticas y las autoridades universitarias han expresado su oposición a que los aspirantes presidenciales hagan actos en Ciudad Universitaria. Y lo que se ha ofrecido por parte de Morena es realizar la reunión en algún auditorio, como se hizo con la comunidad del Tecnológico de Monterrey el pasado 27 de abril”.

En pie
Ante el clima de inestabilidad que se vive por el proceso electoral y o saber a ciencia cierta qué depara el destino para México como país,. el Rector e la Universidad Nacional Autónoma de México ha dado un mensaje alentador, específicamente dirigido a los jóvenes para destacar que a pesar de las adversidades que se viven en el país, la Universidad de mantiene en pie y mirando al futuro, y en el Excélsior, su columna de trascendidos, Frentes Políticos, asegura que: “Enrique Graue, rector de la Universidad Nacional Autónoma de México, siempre tiene el discurso preciso. Seguramente lector del filósofo español Ortega y Gasset, hizo un diagnóstico contundente. ‘Los mexicanos, y en particular los jóvenes, se encuentran desesperanzados, con una sociedad polarizada y desencantada con las instituciones’. Sin embargo, en un entorno de inseguridad, reducción en la inversión en educación, donde la intolerancia y la violencia de género se han hecho más visibles en nuestra sociedad, ‘la Universidad Nacional Autónoma de México está de pie, en paz y mirando al futuro’. Graue afirmó: ‘La educación es la herramienta más poderosa de la humanidad’. Frase ideal para tiempo de definiciones”.


También te puede interesar

via Sin embargo

mayo 16th, 2018 by
A %d blogueros les gusta esto: