El conservador y populista partido GERB del ex primer ministro Boiko Borisov ganó las elecciones legislativas celebradas hoy en Bulgaria con el 32,8 % de los votos, según los sondeos a pie de urna, informó la televisión Nova TV.

En segundo lugar, con el 28 % de los sufragios, quedó el opositor Partido Socialista Búlgaro (PBS) de Kornelia Ninova, tanto según los sondeos del instituto demoscópico Alpha Research como los de Gallup Internacional.

Si el recuento de los votos confirma el resultado de los sondeos, la alianza ultranacionalista Patriotas Unidos es la tercera fuerza política con cerca del 9 % de los sufragios, seguida de cerca por el Movimiento de Derechos y Libertades (DPS), el partido de la minoría turca (7,3-9,5 %).

En el Parlamento de 240 escaños logró entrar además el nuevo partido Volya, fundado por un controvertido empresario, con el 4,6 % de los votos, mientras que el derechista Bloque Reformador se sitúa justo en el umbral del 4 % necesario para entrar en el Parlamento.

El resto del total de una veintena de formaciones que se presentaron en estos comicios no logró superar e ese límite. La participación en las urnas no llegó al 50 %.

Borisov, que provocó la anticipación de estos comicios al dimitir en noviembre de 2016 debido al fracaso de su candidata en las elecciones presidenciales celebradas ese mismo mes, afronta ahora una difícil formación de un nuevo ejecutivo.

Ya en la campaña, tanto el GERB como los socialistas han rechazado aliarse para formar una gran coalición, por lo que a Borisov no lo quedaría otra opción que buscar el apoyo de al menos otros dos partidos.

EFE

via La Razón España