La Policía del Capitolio de Washington detuvo hoy a una mujer que intentó arremeter contra varios agentes en un automóvil, en un incidente que según las autoridades no está relacionado con el terrorismo.

Según la portavoz de la Policía del Capitolio, Eva Malecki, el incidente se desencadenó cuando una mujer recibió el alto por conducir de manera “errática” y se resistió a detenerse.

Según Malecki, todo apunta que no hay “nexos con el terrorismo” y que la naturaleza del incidente es “criminal”.

La Policía del Capitolio, que protege los aledaños al Congreso estadounidense, realizó varios disparos contra esa conductora que fue detenida, aunque no ha habido heridos.

La situación fue contenida con rapidez, aunque momentáneamente hubo escenas de tensión en el edificio del Capitolio, mientras se pedía a todo el mundo abandonar el exterior del edificio, según fotos publicadas por testigos en Twitter.

Según fuentes policiales, la detenida se estrelló contra un vehículo patrulla de la Policía del Capitolio, cerca del Jardín Botánico de Washington.

Posteriormente, la conductora estuvo cerca de atropellar a varios agentes cerca de la calle que transcurre entre el edificio central de Capitolio y los anexos con oficinas de legisladores, según la Policía.

El incidente ocurrió a las 09.22 hora local (13.22 GMT) y, por el momento, se desconocen si la conductora solo tenía la intención de huir o de provocar heridas a los agentes.

Algunos edificios del complejo de Capitolio cerraron sus puertas y pidieron a todo el mundo mantenerse a la espera, aunque otras audiencias previstas a la hora del incidente transcurrieron sin sobresaltos.

En 2013, una conductora, que viajaba con su hija de corta edad, se estrelló contra una barrera de la Casa Blanca y después se resistió a detenerse ante las barricadas de la Policía del Capitolio, por lo que fue abatida.

Efe

via La Razón España