PAN vs. PAN: hunden a “Lalo” (y le pegan a Josefina y Margarita), y alinean a esposa de Moreno Valle

La posible inhabilitación de Eduardo Rivera para ejercer cualquier cargo público durante los próximos 12 años, dejará al panista más incómodo del sexenio de Rafael Moreno Valle fuera del proceso electoral por la gubernatura de Puebla en 2018 y el camino libre a la esposa del ex Gobernador, Martha Erika Alonso. Este viernes el Pleno del Congreso de Puebla votará la inhabilitación por 12 años del ex Alcalde de la capital, quien de apelar la decisión lo haría fuera de tiempo para participar como candidato del PAN.

Por Viridiana Lozano y Osvaldo Macuil.

Puebla, Puebla, 6 de abril (SinEmbargo/Central).– La inhabilitación contra Eduardo Rivera para ejercer cualquier cargo público durante los próximos 12 años, dejará al panista más incómodo del morenovallismo fuera del proceso electoral por la gubernatura de Puebla en 2018 y el camino libre a la esposa del ex Gobernador, Martha Erika Alonso de Moreno Valle.

Este viernes, los diputados morenovallistas ─PAN, Nueva Alianza, PSI, Compromiso por Puebla y dos del PRD─ votarán a favor de la inhabilitación del ex Alcalde de Puebla, además de una sanción económica por 25.5 millones de pesos, por no solventar ante la Auditoría Superior del Estado irregularidades por 411 millones de pesos en su cuenta pública 2013.

Esta decisión es producto de una guerra que el morenovallismo libra contra Eduardo Rivera y el Yunque en Puebla desde 2011.

Desde que fue Alcalde de Puebla (2011-2014) la relación de Eduardo Rivera con el entonces Gobernador Rafael Moreno Valle fue álgida. Lo acusó de negarse a aportar dinero para las obras que el estado hacía en la capital e incluso en 2012 le retiró 400 policías estatales asignados a su municipio, como venganza.

En 2012, la mala relación entre el Yunque y el Morenovallismo quedó evidenciada con la contienda interna del PAN para la selección de candidato a la Presidencia de la República. El ex Gobernador de Puebla operó a favor de Ernesto Cordero y los yunquistas, comandados por “Lalo” Rivera, con Josefina Vázquez Mota.

Cuando Vázquez Mota se convirtió en candidata, Moreno Valle puso el pretexto de no ensuciar el proceso electoral y decidió que evitaría participar en cualquier evento de campaña, incluso si se trataba de días inhábiles, por lo que nunca apoyó a la ahora candidata al gobierno del Estado de México.

El Gobernador se encargó de desplazar a“Lalo” Rivera y a los yunquistas del PAN: en 2011 operó para evitar que Juan Carlos Mondragón se reeligiera como dirigente estatal del partido; y en 2015 a Rafael Micalco del mismo cargo, pues empezó a ser incómodo a sus intereses.

Desde que fue Alcalde de Puebla (2011-2014) la relación de Eduardo Rivera con el entonces Gobernador, Rafael Moreno Valle, fue álgida. Lo acusó de negarse a aportar dinero para las obras que el estado hacía en la capital e incluso en 2012 le retiró 400 policías estatales asignados a su municipio, como venganza. Foto: Cuartoscuro.

Fuentes cercanas al PAN informaron a Central que Eduardo Rivera aparece en primer lugar en las encuestas sobre quién debe ser candidato al gobierno en 2018, incluso arriba de la esposa del ex Gobernador, Martha Erika Alonso.

En diciembre de 2016, cuando el Congreso de Puebla inició el proceso en su contra por supuestas irregularidades en el ejercicio de sus recursos, dijo que actuaban contra él porque entorpecía un proyecto personal. Se refería el de que el PAN lance a la esposa de Rafael Moreno Valle como candidata al gobierno.

Represento un riesgo para su proyecto personal y el de sus cercanos. Esto se llama represión y sé que no soy el único en esta lista, sé que han existido periodistas, líderes sociales, organizaciones de la sociedad civil y todo aquel que no responde a sus objetivos o denuncia cualquier injusticia”, dijo.

El 12 de febrero, Rivera lanzó un video en sus redes sociales para acusar una persecución política en su contra y dijo claramente que quieren frenar sus aspiraciones de convertirse en candidato a la gubernatura en 2018.

La persecución no parará. Siguen inventando notas en mi contra y lo seguirán haciendo. Mienten. Preparan además el camino para dejarme fuera de la jugada. Por eso llevaré este proceso hasta las últimas instancias y hasta las últimas consecuencias, porque sé que la verdad es la mejor defensa”, dijo.

Apenas la semana pasada, Rivera fue nombrado delegado especial del PAN en el proceso electoral del Estado de México, por lo que trabaja directamente con la candidata Josefina Vázquez Mota. El nombramiento fue interpretado como un blindaje para evitar su inhabilitación, pero no funcionó.

Desde ese momento, el ex Alcalde de Puebla ha librado una batalla jurídica para evitar ser inhabilitado, que a continuación resumimos en una línea de tiempo.

Es importante mencionar que el Alcalde aún puede apelar la decisión del Congreso de Puebla, pero se prevé que los tiempos no le alcancen para poder ser candidato al gobierno en 2018.

En la imagen Rafael Moreno Valle y su esposa Martha Erika. Foto: Cuartoscuro.

EL PROCESO JURÍDICO

15 de diciembre de 2016: El Congreso Local aprueba el Inicio de Procedimiento Administrativo de Determinación de Responsabilidades en contra del ex Alcalde de Puebla, debido a que la Auditoría Superior del Estado (ASE) encontró irregularidades por 411 millones de pesos en su cuenta pública 2013.

19 de diciembre de 2016: Central da a conocer que del total de observaciones, 303.5 millones de pesos corresponden a irregularidades del Organismo Operador del Servicio de Limpia y la pavimentación de concreto hidráulico con menor grosor al reportado en las licitaciones.

10 de enero de 2017: Ante la Auditoría Superior del Estado, Eduardo Rivera presenta siete toneladas de documentos para solventar las irregularidades de su ejercicio fiscal.

16 de marzo de 2017: Eduardo Rivera revela que ganó un amparo en juzgados federales, debido a que la ASE no emitió un dictamen sobre su cuenta pública en tiempo y forma, por lo cual obligaron al Poder Legislativo a emitir un resolutivo a la brevedad y acudir a una audiencia programada para el 25 de abril.

25 de marzo de 2017: El Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PAN nombra a Eduardo Rivera como su delegado en el Estado de México, donde se desarrollan elecciones a Gobernador. Se presumía que con esto, el ex Alcalde de Puebla estaría blindado para evitar ser sancionado por el Poder Legislativo de Puebla

3 de abril de 2017: En privado, la Comisión Inspectora aprueba por unanimidad inhabilitar al panista ligado a El Yunque por 12 años para ejercer otro cargo público y le fincan una multa por 25 millones de pesos.

Rafael Moreno Valle, ex Gobernador de Puebla. Foto: Cuartoscuro.

EL CONRESO MORENOVALLISTA

El Congreso de Puebla ejecutará la inhabilitación de Eduardo Rivera este viernes en Sesión Extraordinaria, debido a que la mayoría de sus diputados son aliados del ex Gobernador Rafael Moreno Valle, iniciando por el líder del Poder Legislativo, Jorge Aguilar Chedraui, quien fue su empleado durante su sexenio pues fungió como secretario de Salud.

La bancada del PAN que dirige Aguilar Chedraui cuenta con 13 legisladores, de los cuales dos fueron cercanos a Eduardo Rivera: Pablo Montiel y Carolina Beauregard, por lo que está en duda si su voto será a favor.

La coordinadora de la bancada del PRI, Silvia Tanús, ha anunciado ya que sus ocho legisladores irán en contra del procedimiento pues avalan la gestión de Eduardo Rivera como Alcalde de la capital.

Pero sus votos no son suficientes para impedir que el proceso se apruebe, pues al PAN se unirán los cuatro legisladores de Nueva Alianza, el del PSI, los cinco diputados de Compromiso por Puebla y al menos dos del PRD.

En entrevista con Central, la perredista Socorro Quezada dijo que irá en contra y el representante legislativo de Movimiento Ciudadano, José Ángel Pérez, dijo que seguramente también votará en contra del proceso contra Rivera.

REPRODUCIDO EN SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE LA AUTORA Y DE PERIÓDICO CENTRAL DE PUEBLA


También te puede interesar

via Sin embargo

abril 6th, 2017 by
A %d blogueros les gusta esto: